Press (spanish)

Les duele tener que irse

Charlotte - Local

nosequieren1 Lucía García tiene sembrados árboles de chiles y flores de colores que adornan el exterior de su casa en verano. Foto/ Patricia OrtizCharlotte.- Lucía García, es una mexicana oriunda del estado de Veracruz, que dice sentirse feliz en el vecindario donde vive en Charlotte junto a sus hijos y nietos.

Aunque la casa en la que habita hace 11 años es rentada, García la siente como propia.

nosequieren2Juan Palacios llegó al complejo en 1993 y dice que no le importaría pagar más con tal de seguir allí. . Foto/ Patricia Ortiz “Me siento como si estuviera en mi México”, dice esta habitante del complejo de casas Stonewall Jackson Homes, ubicado al oeste de Charlotte cerca del aeropuerto.

“Aquí es muy tranquilo y todos nos conocemos. Ya ni nos molesta el ruido de los aviones”, añade la mujer que tiene uno de los jardines bonitos del lugar.

Con flores rojas y amarillas, García adorna el frente de su casa durante el verano y en la parte trasera de la propiedad tiene sembrados varios árboles de chiles, que usa para dar el toque picoso a la comida que prepara a su familia.

“Aquí puedo sembrar de todo y nunca nadie me ha dicho nada”, enfatizó la mexicana.

Como García, hay decenas de hispanos que han vivido en este barrio por varios años, que asisten a la misma iglesia y que tienen a sus hijos estudiando en las escuelas del área.

Orden de desalojo

Sin embargo, a fin de este mes, 21 familias tendrán que desalojar el vecindario.

A comienzos del presente mes, los arrendatarios a los cuales se les dejó de renovar los contratos de alquiler, recibieron una carta en las que se les notificó que tenían 30 días para salir de las casas, para poder ser reparadas.

El complejo que pertenecía a un hombre de origen indio, fue embargado por el Banco de América y en julio pasado fue comprado por Tritex Real State, una compañía de finca raíz de Atlanta (Georgia) que a su vez también la puso en venta.

Pese a que las viviendas en su mayoría se encuentran deterioradas y carecen de calefacción, varios de los inquilinos entrevistados por Qué Pasa-Mi Gente dijeron seguir allí en parte por los bajos precios de los alquileres.

Uno de los residentes más antiguos en el complejo es el mexicano Juan Palacios, quien reside en el lugar hace 18 años, y que se cuenta entre los que recibieron la notificación.

“Estoy acostumbrado a vivir aquí, todos somos hispanos y nos conocemos, incluso varios trabajamos juntos”, comentó el mexicanoamericano que lleva el mismo tiempo laborando en una compañía de demolición.

Los inquilinos se han reunido en dos ocasiones con Héctor Vaca, organizador comunitario de Action NC, entidad que lucha por los derechos de los inquilinos y que busca apoyo para parar los desalojos.

El pasado fin de semana, Vaca y 10  arrendatarios, se reunieron con los manifestantes del movimiento contra los bancos “Ocupa Charlotte”, que acampan en el centro de la ciudad.

“El movimiento se solidarizó con Action NC y con los inquilinos y luego de una asamblea formamos un grupo de trabajo con ellos”, contó el activista a éste semanario.

Los habitantes también han recibido asistencia de pastores misioneros de la Iglesia Camino del Rey, que desde que el problema comenzó los han apoyado con información.

http://quepasa-migente.com/noticias/charlotte/local/916-les-duele-tener-que-irse